miércoles, 27 de junio de 2007

Le odio, le odio, le odio.... porque le quiero


El amor se torna odio. O eso decía el libro que me estaba leyendo hasta que empezaron los exámenes. Y a veces eso de la metamorfosis amorosa es cierto, otras no. Otras veces sigue siendo amor, incluso se hace más intenso. En cambio, hay otras, en que nada de esto sucede y el amor, poco a poco, se va debilitando y pierde fuerza poco a poco a poco... hasta desaparecer, ¡plof!, como si ese amor nunca hubiese existido.

Ahora no comprendo en qué fase me encuentro de todas... si la de amar, odiar, olvidar o, simplemente, pasar. La fase del "cabrón", "hijo de puta", "cerdo" ya ha pasado, eso lo sé, igual que sé que ya pasaron las del "¿y si?"... nada de imaginarme cosas que no pueden pasar ni volverán a ser. Pero ahora no hay una clara fase. Lo de los celos... pues en fin, quien me conozca ya sabrá como soy.

Y... ¿Cómo soy? ... ni yo lo sé

4 comentarios:

berrendita dijo...

Por qué te crees que las demás intentamos fabricar sueños? jajaja. Un beso. Si te sirve de consuelo, con más años que tú una puede volver al parvulario. Y seguir sin saber dónde está su sitio, qué rumbo tomar. Un abrazo.

Inmoderadamente moderado dijo...

Del amor al odio hay medio paso, nos encantan los extremos. Sobre lo de no conocerte, no te preocupes... es lo que mola, sorprenderte a ti mismo todos los días.

Anónimo dijo...

¡¡ola wapa!! paqe veas qe me acuerdo de ti...jeje :)
xa mí no hay odio ni indiferencia después del amor. eso es sólo un intento de olvidar,una fachada...xqe sí el amor fue de verdad, siento decirte qe sigue ahí....puff hoy estoy profunda,no me lo tengas en cuenta..jeje.Muxos besitos. aLba.

estrella de mar dijo...

Alba, pekeña, q tenemos q pensar q el amor, como dice mi amado jorge drexler: "se va, se va, se fue"

pues eso... q a ver si se nos van de la cabeza y nos compramos uno nuevo (complar implica q son objetos...ya estoy harta de pasarlo yo mal. q sufran ellos)